Zarandas inclinadas

La zaranda vibratoria inclinada es el tipo de zaranda que más se utiliza. Existen varias clases de zarandas inclinadas, por ejemplo, con dos y cuatro rodamientos, de alta velocidad y alta frecuencia. Hoy en día, la inmensa mayoría de las instalaciones tienen dos o tres plataformas, aunque también hay variedades disponibles con una sola plataforma o con cuatro.

La zaranda inclinada de dos rodamientos y excentricidad circular de McLanahan emplea un contrapeso sobre un eje para mover la zaranda. La excentricidad de la zaranda varía en relación inversamente proporcional a la velocidad del eje, que por lo general es de 800 a 950 rpm. La zaranda está montada sobre resortes y generalmente tiene un motor eléctrico. La inclinación de este tipo de zaranda varía de 15 a 30 grados.

La zaranda inclinada se ajusta con facilidad para mejorar el rendimiento y la eficiencia general. Los cambios de inclinación, velocidad, recorrido y dirección de rotación permiten adaptar la zaranda a la aplicación en cuestión.

Inclined Screen 1
Mc Lanahan Inclined Screen
Vibrating Inc Screen 2
Vibrating Inc Screen 3
Vibrating Inc Screen 4
Vibrating Inc Screen 5
Vibrating Inc Screen 7
1 / 7

Por qué conviene utilizar las zarandas vibratorias inclinadas de McLanahan

Las zarandas vibratorias serie MAX de McLanahan están diseñadas para cumplir y superar las especificaciones y exigencias de las diversas aplicaciones en las que se utilizan los equipos de zarandeo. Las zarandas vibratorias serie MAX ofrecen una solución para todas las aplicaciones de servicio pesado, como minerales, áridos y muchas más.

Estas zarandas vibratorias son capaces de separar el material de alimentación grueso de materiales más finos y tienen un diseño que permite la instalación en áreas de poca altura. Cada zaranda está fabricada con acero de máxima resistencia para soportar cargas pesadas y ofrecer la durabilidad necesaria para prolongar la vida útil del equipo. Las zarandas vibratorias serie MAX están disponibles en una variedad de tamaños, de 6’ x 16’ (1,8 m x 4,8 m) a 8’ x 24’ (2,4 m x 7,3 m). Están diseñadas para adaptarse a cualquier estructura y operación existentes sin necesidad de reacondicionamiento. Con el respaldo que nos dan tantos años de experiencia en la industria, en McLanahan colaboramos con cada cliente para asegurarnos de que su zaranda vibratoria serie MAX cumpla con los requisitos específicos de su aplicación.

Las zarandas vibratorias serie MAX se diseñaron pensando en la seguridad de los operadores. Las placas laterales están equipadas con orificios de inspección transversales que le permiten observar los tubos internos para detectar problemas cuando no es posible verlos a causa del revestimiento resistente a la abrasión. De esta manera, no es necesario que los operadores se arrastren entre las plataformas para realizar inspecciones. Los materiales extraños capaces de corroer o desgastar el interior de los travesaños y provocar fallas prematuras se pueden expulsar a través de los orificios de inspección transversales. El mecanismo excéntrico incluye pernos elevadores en el tubo para sostener el eje excéntrico durante los cambios de rodamiento, lo que elimina la necesidad de utilizar una grúa para mantener el eje suspendido, como también elimina la posibilidad de que el eje se caiga y cause lesiones a los trabajadores. Esto genera un entorno de trabajo más seguro y reduce el tiempo de inactividad.

Muchas de las características de la zaranda vibratoria serie MAX optimizan la capacidad de mantenimiento y aumentan el tiempo de actividad. Los travesaños independientes le permiten reemplazar solo los tubos que estén gastados en lugar de toda la estructura de la plataforma. El sistema de transmisión directa elimina el requisito de contar con una base de motor pivotante para mantener la tensión de la correa al momento del arranque, lo que puede resultar difícil de mantener y, con el tiempo, puede terminar averiándose. La velocidad se puede ajustar simplemente al reemplazar las poleas del motor y puede variar de 700 a 900 rpm sin ningún cambio en la polea accionada en cuestión.

La zaranda vibratoria serie MAX está diseñada para ofrecer durabilidad y maximizar la vida útil del equipo. Está fabricada con acero de máxima resistencia que le permite soportar cargas pesadas. Las placas laterales están totalmente sujetadas con pernos, lo que reduce o elimina la propagación de grietas debido a los factores elevadores de tensión del acero, que son producto de la soldadura, y ofrecen la posibilidad de reemplazar rápidamente los componentes gastados sin tener que recurrir a cortes. El mecanismo excéntrico consiste en un eje excéntrico mecanizado de una sola pieza y hecho a medida para maximizar la resistencia y la fuerza de salida. Cuenta con un sello laberíntico para impedir la contaminación del aceite y eliminar la necesidad de usar un respiradero estándar, que tiende a obstruirse y averiarse. El kit de resortes para reemplazo rápido permite extraer el paquete de resortes con una cantidad mínima de espacio vertical y sin necesidad de utilizar una grúa aérea. Esto le ahorra dinero al cliente, reduce el tiempo de inactividad y aumenta la seguridad de los trabajadores cuando tienen que cambiar los resortes.

Cómo funcionan las zarandas vibratorias inclinadas

En una zaranda inclinada, el movimiento vibratorio es circular. La vibración levanta el material y ayuda a la estratificación, mientras la combinación de vibración y ángulo de inclinación proporciona la velocidad de desplazamiento del material sobre la plataforma. 

Las zarandas se utilizan durante todo el procesamiento del material para separarlo y clasificarlo por tamaño antes y después de las etapas de chancado. En la etapa primaria, grandes zarandas separadoras extraen el material fino antes de que la alimentación llegue al chancador primario, lo que ayuda a proteger las piezas del chancador sujetas a desgaste contra la piedra o arena abrasivas en el material ya clasificado por tamaño. Sin la separación previa, los revestimientos del chancador primario se gastan con mayor rapidez, lo que requiere reemplazos más frecuentes y tiempo de inactividad debido a tareas de mantenimiento.

Después de la etapa primaria de chancado, se utilizan zarandas con dos o tres plataformas y aberturas de distintos tamaños para separar el material en diferentes categorías por tamaño. Los transportadores trasladan el material clasificado por tamaño para su posterior chancado o acopio como producto apto para la venta. Por lo general, este tipo de zarandeo se efectúa en seco. El zarandeo en húmedo puede ayudar a eliminar desechos del material antes del acopio, dado que las especificaciones de hormigón y asfalto requieren piedra limpia.

Según la etapa del proceso, el material que se someterá a zarandeo llega a la zaranda desde un equipo de carga, como una pala cargadora sobre ruedas (alimentación intermitente), o desde una tolva o transportador (alimentación continua). La caja de la zaranda vibra por acción de los ejes con contrapesos o excitadores, que también hacen vibrar el lecho de material. 

Beneficios de las zarandas vibratorias inclinadas de McLanahan

  • Los travesaños de repuesto son más cortos y cuentan con cuñas mecanizadas y adaptadas para facilitar la instalación en lugares con espacio limitado.
  • Todos los componentes del eje del mecanismo excéntrico se deslizan sobre el eje, lo que facilita la extracción y la instalación de repuestos.
  • Están equipadas con pernos elevadores en la base del motor que facilitan el ajuste de tensión de la correa.
  • Las placas laterales son de acero A572 de grado 50 como opción estándar, que ofrece un límite elástico un 45 % mayor que el del enchapado tradicional de acero A36.
  • Están disponibles en una variedad de tamaños, de 6’ x 16’ (1,8 m x 4,8 m) a 8’ x 24’ (2,4 m x 7,3 m).
  • Están diseñadas para adaptarse a cualquier estructura y operación existentes sin necesidad de reacondicionamiento.
  • Cuentan con el respaldo de años de experiencia en la industria, servicio y asistencia de McLanahan.

Recursos de Características

Cómo mejorar la eficiencia de zarandeo Siga los pasos a continuación para mejorar la eficiencia de zarandeo.
Vibrating Inc Screen 7
1 / 1

Preguntas Frequentes

¿El funcionamiento en reversa o cuesta arriba puede dañar mi zaranda?

El motivo por el cual podría usar la zaranda cuesta arriba sería reducir la velocidad de desplazamiento del material, lo que aumenta el tiempo que el material permanece expuesto a la plataforma e incrementa las probabilidades de que el material caiga a través de la plataforma. Si se usa la zaranda cuesta arriba, también se modifica la exposición de las partículas a las aberturas propiamente dichas. Muy a menudo, la decisión de usar una zaranda cuesta arriba se toma en el contexto de aplicaciones de zarandeo más fino en las que puede resultar difícil trabajar con eficiencia.

El uso cuesta arriba no provoca ningún daño a la zaranda ni al mecanismo en sí. Simplemente debe asegurarse de no aumentar demasiado la profundidad del lecho. De lo contrario, el efecto logrado será negativo en lugar de positivo.